Magnífico el espectáculo que vivimos en el Palmar, como en años anteriores no nos defraudó. Muy buena la organización y una gran camaradería entre los distintos restauradores

a pesar de que todos queríamos alzarnos con el primer premio. No pudo ser, el año que viene seguro que tocamos podium.